Seguimos sin darle importancia a nuestra seguridad. Esto es lo que nos dicen las contraseñas más usadas en España

Seguimos sin darle importancia a nuestra seguridad. Esto es lo que nos dicen las contraseñas más usadas en España
Sin comentarios

Cuando pensamos en la seguridad de casa, lo primero que se nos puede venir a la mente es el empleo de alarmas y sistemas de seguridad junto a una buena puerta y unos buenos cierres. Y además, junto a las "fronteras físicas", también tenemos que cuidar las puertas virtuales y emplear buenas contraseñas que nos protejan... algo que en muchos casos no hacemos. Y es que lo mismo que no le damos las llaves de casa cualquiera, tampoco deberíamos facilitar el acceso con una contraseña sencilla.

La primera protección en lo que al mundo cibernético se refiere pasa por una contraseña que haga más difícil (el imposible no existe) el acceso a servicios, redes Wi-Fi... y a tenor de la lista de contraseñas más empleadas en España, esta sigue siendo una tarea pendiente para muchos usuarios.

Volvemos a cometer los mismos errores

Contrasena

Eso es al menos lo que se puede desprender del estudio que, cómo cada año, ha llevado a cabo la empresa NordPass que ha analizado y detallado las 200 contraseñas más usadas. Y en España, como en otros países, volvemos a repetir hábitos que ponen los pelos de punta.

Y como el movimiento se demuestra andando, podemos comprobar cómo seguimos cometiendo muchas veces el mismo error de emplear contraseñas que ponen nuestra vida digital a merced de cualquier ataque. El mejor ejemplo son las 50 contraseñas más usadas en España.

  • 123456
  • 123456789
  • swing
  • 12345
  • 1234578
  • 1234
  • 1234567890
  • 000000
  • password
  • 1234567
  • 111111
  • hola
  • barcelona
  • qwerty
  • tequiero
  • 123123
  • andrea
  • 666666
  • 12345678910
  • alejandro
  • cristina
  • realmadrid
  • holahola
  • tuputamadre
  • patata
  • estrella
  • thiscrush
  • carmen
  • AlLom!
  • pampling
  • natalia
  • 123
  • claudia
  • temporal1
  • carlos
  • gemeliers
  • gratis
  • qwertyuiop
  • daniel
  • 987654321
  • princesa
  • 654321
  • maria
  • mariposa
  • alejandra
  • daniela
  • marina
  • chocolate
  • carolina
  • mierda

Claves al acceso de cualquiera

Pass

De la lista que acabamos de repasar, sorprende el uso de contraseñas, evidentemente muy fáciles de averiguar. Bien porque se trata de cadenas numéricas o datos que se pueden relacionar de forma sencilla con un usuario determinado (123456, matrículas, fechas de nacimiento...).

Además y pese a que cada vez contamos con la posibilidad de usar contraseñas más complejas, con más caracteres que podemos usar, en este listado se sigue apreciando como se usan claves de seguridad muy cortas que facilitan el que se puedan averiguar más fácilmente.

Por eso no está demás, aclarar cuáles son algunos aspectos clave, a evitar en el momento en el que vamos a crear una contraseña. Así, pese a lo sugerentes que puedan parecer, no hay que usar claves cortas y que sean fáciles de recordar o deducir. En este sentido, nada de usar contraseñas relacionadas con fechas señaladas, matrículas o datos personales. Esto incluye las contraseñas predecibles, como las de tipo 12345678, 0000 y así un largo etcétera.

Hay que evitar el uso de una misma clave en más de un servicio, puesto que en caso de que este quede al descubierto, será muy fácil el que el resto de plataformas en las que usamos la misma clave puedan verse afectadas.

Un buen ejemplo podría ser una contraseña larga en la que se mezclan mayúsculas, minúsculas, números y caracteres especiales. Una clave que podemos crear nosotros mismos, pero que también podemos lograr con algunas aplicaciones que facilitan la creación de claves complejas.

Debemos optar por crear una clave que debe ser difícil de recordar, de manera que para que no lo olvidemos y la tengamos siempre a mano, puede ser interesante almacenarla de forma segura, vienen encriptada en alguna aplicación integrada en alguno de nuestros equipos, o apuntada en algún lugar seguro.

Estos son los pasos ideales para crear una contraseña que sea más resistente frente a ataques, pero todavía se puede mejorar. Si usamos sistema de autenticación en dos pasos o autenticación de doble factor. Se trata de usar una aplicación, un mensaje de texto, un correo electrónico o incluso otro dispositivo físico (puede ser un móvil, una llave electrónica...) para confirmar que realmente somos quienes decidimos ser.

Temas
Inicio