Compartir
Publicidad
Scooba 450, análisis del friegasuelos de iRobot
Electrodomésticos innovadores

Scooba 450, análisis del friegasuelos de iRobot

Publicidad
Publicidad

Los robots de limpieza eran dispositivos que, al principio, reconozco no me transmitían mucha confianza. Tenía mis dudas respecto a su eficacia a pesar de sus algoritmos, sensores y otras mejoras que decían incluir para limpiar al máximo. Claro que todo cambió tras analizar la Roomba 880.

Desde entonces he comprobado que no resultan perfectos pero sí son una gran ayuda en determinados usos y escenarios. No te realizarán la limpieza a fondo que buscas pero sí mantendrán en mejor estado la casa. Cuando tengas que limpiar el esfuerzo será menor. Así que ahora tenía curiosidad por ver si la Scooba 450, otra propuesta de iRobot, era capaz de conseguir el mismo efecto. ¿Podría decir adiós a la fregona?

El friegasuelos que quiere conquistar tu hogar

3

La Scooba 450 de iRobot es uno de sus últimos robots de limpieza, un dispositivo capaz de fregar el suelo de casa y que promete eliminar el 99,3% de las baterías. Todo de forma autónoma y mientras nosotros estamos leyendo, descansando o dando un paseo. ¿Promete verdad? Pues bien, veamos si es cierto o no.

El sistema de limpieza se basa en un proceso de tres pasos: humedecimiento del suelo, fregado y recogida o secado del agua a través de un cepillo de goma. En la primera fase, el humedecimiento, la Scooba 450 va soltando agua para reblandecer la suciedad. Luego, en el proceso de fregado, unos cepillos van girando a 600 rpm para extraer toda la suciedad acumulada. Desde pequeños restos de comida, polvo o similar hasta manchas de líquidos. Para finalizar, una vez está todo limpio realiza varias pasadas para recoger el exceso de agua mediante un cepillo de goma.

2

Todo esto lo lleva a cabo de dos modos, mediante un programa de 20 minutos para espacios de hasta 14m cuadrados o bien de 40 minutos para un máximo de 28 metros cuadrados.

Fácil de usar, compatible con accesorios de Roomba

6

Con un funcionamiento muy sencillo, la Scooba 450 es muy fácil de usar al no tener opciones de programación. Sus únicas opciones son elegir el tamaño de la habitación a limpiar y pulsar para que comience a hacerlo. Hay un tercer botón de información que nos dará indicaciones en caso de error. Por ejemplo, «vacíe el compartimento del agua o recargue la batería».

En el botón de encendido veremos también un circulo que marca el progreso del limpiado. Es importante saber que si nos quedamos sin batería la limpieza quedará a mitad, habrá que cargar la Scooba y luego darle al botón para reanudar dónde se quedó.

La autonomía de la Sccoba 450 es lo más negativo hasta que controlas cuántas habitaciones podrás limpiar con una sola carga
7 Al depósito de agua hay echarle un líquido de limpieza. iRobot incluye uno.

Esto es un poco engorroso hasta que no controlas cuántas habitaciones puedes limpiar con la batería al 100%. Por tanto, es importante que controles al principio y no te lances a hacer grandes habitaciones seguidas. En mi caso, tres pequeñas o una pequeña y otra grande es posible pero nada más.

Por lo demás no hay dificultad de uso alguna. Y si os lo estáis preguntando, podemos usar algunos accesorios de las Roomba como los Virtual Wall, el cargador de pared e incluso las mismas baterias. Así, los hogares con otros productos de iRobot podrán compartir accesorios.

10

Hablando de cargador, por ser un dispositivo que funciona con agua, el cargador es diferente al de las Roomba. Así que no esperéis que la propia Scooba vaya sola a su base, siempre dependerá de nosotros para ponerse a cargar.

¿Limpia como promete o no?

4

Llegamos a la gran pregunta, porque la teoría siempre está genial pero es luego en la práctica dónde hay que demostrarlo todo, ¿limpia como promete?

El sistema de cepillo giratorio más cepilla de goma es eficiente. La limpieza general del suelo es notable pero no podemos esperar milagros. Manchas de líquidos o restos algo pegados se le resisten y es lógico. El giro del cepillo principal y las celdas no tiene ni potencia ni dureza necesaria para “arrancar” la suciedad. Si así fuese no sería apto para superficies más delicadas.

Por tanto, la limpieza que va a ofrecer es similar a pasar la fregona de forma diaria a modo de mantenimiento. En ese sentido sí que cumple con lo prometido. Por lo demás, no eliminará toda la suciedad tras una fiesta de cumpleaños.

Conclusiones

5

La Scooba 450 es un producto interesante, que cumple pues limpia el suelo y se puede apreciar al tirar el agua sucia pero en mi caso particular no lo veo tan útil como una Roomba.

En primer lugar porque la autonomía no me convenció. Prácticamente me limitaba a la cocina y los baños. Una forma de usar interesante pues son zonas con mucho paso y las mantienes siempre limpias. Pero el día que quería hacer algo más o la casa al completo tardaba mucho entre que cargaba, usaba y volvía a cargar.

A pesar de ello la recomendaría si quieres ganar algo de tiempo pero, sobre todo, si ya tienes una Roomba. El poder compartir accesorios es interesante, el uso combinado con los Virtual Wall también pero poco más. Si pasar la fregona no te resulta molesto, mejor una Roomba. Vas a notar que el agua del cubo saldrá menos sucia y puedes mantener la casa igual de bien.

El equipo ha sido cedido para la prueba por parte de iRobot. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas

Más información | iRobot

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio