Cómo dormir con el ventilador encendido toda la noche para no pasar calor y que nuestra salud no se vea afectada

Cómo dormir con el ventilador encendido toda la noche para no pasar calor y que nuestra salud no se vea afectada
2 Comentarios

Con la ola de calor que estamos sufriendo, es muy habitual, tirar de aires acondicionados y ventiladores para intentar mitigar el bochorno. Una sensación que se intensifica notablemente por la noche, momento en el conciliar el sueño. Se convierte en una tarea difícil. Si no contamos con la ayuda de uno de estos aparatos. Pero ojo, porque su uso puede conllevar riesgos para nuestra salud.

Seguramente has oído hablar de los riesgos que conlleva el tener un aire acondicionado funcionando toda la noche, por lo que puede suponer para nuestra salud. Pero no te descuides, porque dormir con un ventilador toda la noche encendido, también puede provocar problemas para nuestra salud y hay que tomar una serie de precauciones.

Ventilador sí, pero con precaución

Ventilador

Es muy tentador encender el ventilador y que este remueva y agite el aire para de esta forma intentar conciliar el sueño. Sin embargo, esa pequeña corriente de aire que nos acaricia la espalda y el cuerpo por las noches, puede que termine pasando factura.

Y es que tener toda la noche el ventilador funcionando junto a nuestra cama puede no sólo ayudarnos a dormir mejor, sino que también puede provocar efectos negativos sobre nuestro organismo.

Así, por ejemplo, una corriente de aire provocada por el ventilador y que llega nuestro cuerpo, puede provocar un resecamiento de la piel y de las fosas nasales, así como congestión, dolor de cabeza, irritación en los ojos o sequedad de garganta

Una corriente de aire seco que además levanta y agita las partículas de polvo y gérmenes, algo que no beneficia, sobre todo a los alérgicos. Partículas flotantes que, con las fosas nasales más resecas, pueden entrar en nuestro cuerpo y que pueden agravar patologías como la bronquitis o la sinusitis por citar dos ejemplos.

Además, a nivel muscular, el uso prolongado de un ventilador puede terminar provocando que aparezcan contracturas, o rigidez muscular. Seguro que alguna vez has oído eso de "me he levantado con un dolor de cintura importante"...

Ventilador 2

Dicho todo esto, se puede dormir con un ventilador por la noche, y para evitar problemas solo hay que tomar una serie de precauciones.

  • La primera medida pasa por evitar una corriente continuada en la misma dirección y un buen sistema, para que esto no ocurra es usar el modo giratorio del ventilador. De esta forma, el aire no va siempre en la misma dirección, y de paso se facilita el que la estancia se refresque de forma uniforme.
  • Otra posibilidad que pueda resultar interesante es la de establecer programaciones. Hacer que el ventilador se apague y se encienda cada cierto tiempo, algo que podemos hacer si el dispositivo tiene un temporizador incorporado, o si no es el caso, usando un enchufe inteligente al que conectaremos el ventilador.
  • Otro aspecto destacado es el relativo a las aspas y su limpieza. Es importante mantener limpias las aspas del ventilador para que cuando comiencen a girar, no distribuyan el polvo que puedan tener acumulado. Y relacionado con este aspecto, es importante mantener la habitación lo más limpia posible para evitar que las corrientes de aire, levanten polvo y partículas que pueden resultar perjudiciales.
  • Además y si el ventilador posee un modo silencioso o modo noche, es aconsejable usarlo y no solo por disminuir el ruido que genera. Lo habitual cuando un ventilador cuenta con un modo noche, es que las aspas giren con una menor intensidad, generando una corriente de aire más suave y más agradable.
  • También es interesante, colocar el ventilador en una posición que permita que nos llegue una corriente suave de aire, sin que tenga que estar necesariamente cerca. Se trata de colocarlo lo más lejos posible y que nos refresque mientras dormimos. Lo ideal, aunque no siempre es posible, es contar con un ventilador de techo

En definitiva, podemos decir que usar un ventilador por la noche es un buen sistema para intentar refrescar el ambiente y de esta forma dormir mejor. Es más económico que usar un aire acondicionado, y menos perjudicial, lo cual no quiere decir que su uso prolongado e inadecuado no implique riesgos como ya hemos visto. Pero para evitarlos, sólo debemos tener en cuenta algunas precauciones.

Imagen portada | Jamie Street

Temas
Inicio