Compartir
Publicidad
Publicidad

Los televisores QLED Samsung de la gama Q9 ya están aterrizando en Europa con precios no aptos para todos los bolsillos

Los televisores QLED Samsung de la gama Q9 ya están aterrizando en Europa con precios no aptos para todos los bolsillos
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El mercado de los televisores de alta gama tiene una nueva familia que llega dispuesta a plantar cara y lo hace en un mercados tan jugoso como es el europeo (sólo en algunos países). Se trata del a gama Q9 de Samsung, televisores QLED que tienen por objetivo batir en la gama de los precios más altos a los modelos OLED de LG.

Una familia en la que llama la atención la ausencia de televisores con pantalla curva (parece que la curva poco a poco se va desinflando) y en la que nos encontramos con modelos que llegan a Europa (Reino Unido y Alemania) en diagonales de 65 pulgadas a la espera de un futuro modelo con nada más y nada menos que 88 pulgadas En Estados Unidos las diagonales son de 65 y 75 pugadas.

La gama Q9 (la letra Q viene de Quantum Dot) es la propuesta de Samsung para la gama alta en este 2017. Un flagship que quiere ser una alternativa validad a los modelos OLED de LG. De nuevo la lucha QLED versus OLED, si bien ya vimos en su día como estos paneles usados por Samsung no son 100% QLED.

Estos modelos ofrecen como motor un procesador de vídeo actualizado que se encarga de mover al sistema operativo Tizen y un doble sintonizador que llegará en los modelos europeos.

Q9

En esta gama se combina un panel LCD con la tecnología de puntos cuánticos (Quantum Dot) de forma que se busca lograr imágenes más brillantes logrando llegar según Samsung a picos de 2000 nits de brillo de forma que se logra también un color más intenso. Televisores que cómo no podía ser de otra forma, cuentan con resolución 4K con soporte para HDR (HDR10, HDR10 + y HLG). No sabemos nada de Dolby Vision, un sistema que parece no llevarse bien con Samsung. No sabemos si su ausencia es causa o efecto por la que Samsung presentó su propuesta dentro del alto rango dinámico

Además, estos modelos cuentan con un sistema de sujección "no-gap" que permite colocarlos en la pared pero sin separación con la misma. Pero ¿y la entrada de antena y las conexiones? Estas van situadas en una caja aparte, una solución que desde Samsung llevan implementando hace tiempo y con la que lograban modelos con una trasera totalmente limpia pues todo se escondía en "la caja".

Precio y disponibilidad

El precio en Europa de la familia "top" de Samsung es alto, pero no tanto cómo el que ofrecieron en los Estados Unidos para su reserva. Así de los casi 6.000 dólares se ha pasado a precios que sitúan al modelo de 65 pulgadas en un rango de precios cercano a los 4.300 euros mientras que el futuro modelo de 88 pulgadas lo hará a un precio que pasa de los 17.000 euros.

Vía | Flatpanels
En Xataka SmartHome | Nada de 4K, el futuro en los televisores se llama HDR y te explicamos en que consiste

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos