Compartir
Publicidad
Publicidad

Cables HDMI, la verdadera diferencia entre un cable caro y barato

Cables HDMI, la verdadera diferencia entre un cable caro y barato
Guardar
16 Comentarios
Publicidad
Publicidad

HDMI o High-Definition Multimedia Interface es una norma presentada en 2002 para la transmisión de audio y vídeo digital cifrado sin compresión. Desde su lanzamiento la idea era proclamarlo el sustituto del hasta entonces conocido por todos euroconector.

El uso de un cable HDMI permite transmitir una señal digital, señal de vídeo con mayor resolución, sonido multicanal en un sólo cable y la inclusión de datos auxiliares. Desde la versión HDMI 1.0 hasta la 1.4 se han ido añadiendo mejoras al cable. Por ejemplo, en la versión 1.4 se puede enviar una señal de vídeo a una resolución de 4096×2160 pixeles a 24fps o 3840×2160 a 30fps. Además permite enviar contenido 3D y junto a las mejoras de audio es capaz de enviar y recibir datos a través de una conexión Ethernet incorporada en el propio cable.

Pero ahora lo que nos interesa, ¿merece la pena comprar un cable más caro?. Es una pregunta que muchos usuarios se hacen, sobre todo influenciados por la publicidad de las marcas quienes con unas frases como bañado en oro parecen ofrecer una mayor calidad.

La respuesta viene tras entender primero cómo funciona un cable HDMI. El cable está pensado para transmitir contenido digital. Eso significa que la información de un punto a otro llega o no llega. Aquí no hay perdidas o “ruido” provocado por interferencias. Por tanto, la respuesta es que no hay diferencia entre un cable de 10€ y otro de 100€ para cables entre 2 y 3 metros.

Entonces por qué la diferencia de precio. Realmente por una cuestión de marketing y márgenes. Los cables que la mayoría de usuarios pueden necesitar tiene una distancia corta, un máximo de 2 o 3 metros. En esas distancias no hay diferencia real entre usar un conector de oro, cable apantallado, etc… Esa diferencia se aprecia para grandes longitudes ya que a mayor distancia más potencia necesita la señal para transmitirse. Entonces sí que es interesante para facilitar la transferencia.

Lo único que, el usuario normal, debe tener en cuenta es que debe comprar el cable adecuando para cada uso. Si vamos a transmitir 3D tendremos que usar la versión 1.4. Y ahí si hay diferencias, un cable 1.3 puede costar unos 10€ mientras que uno 1.4 unos 20€.

Conclusión. Si buscas un cable con una distancia máxima de unos 3 metros compra el más barato según la especificación que necesites.

En Xataka Smart Home | Cable HDMI de fibra optica ideal para conectar un proyector

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos