Que las teles tengan que gastar por ley menos luz desde 2023 no es un problema, sino una gran oportunidad si sabemos aprovecharlo

Que las teles tengan que gastar por ley menos luz desde 2023 no es un problema, sino una gran oportunidad si sabemos aprovecharlo
1 comentario

Hace unos días comentábamos cómo la Unión Europea ha establecido una normativa para los televisores que se vendan dentro de su territorio según la cual se va a limitar notablemente la cantidad de energía eléctrica que éstos pueden consumir.

La primera conclusión de esta ley que entrará en vigor en marzo de 2023 es que las siguientes generaciones de pantallas deberán ser más eficientes que las actuales, pero mientras no lleguen tecnologías nuevas y sigamos con las actuales LCD-LED, OLED y sus derivadas, parece inevitable que los fabricantes tendrán que reducir el brillo máximo entregado por sus paneles.

Es decir, a priori parece que la única opción de las marcas pasa por reducir la luminosidad de las teles, sobre todo al visualizar contenidos en alto rango dinámico o HDR, característica que en los últimos años había estado detrás de los principales avances y competencia entre fabricantes y modelos. ¿No hay más alternativas?

Adiós Smart TV, hola tele modular

Pues lo cierto es que aparte de bajar el brillo de los televisores sí existen otras alternativas de ahorro energético que podrían cambiar el paradigma de los televisores tal y como los conocemos en la última década, si es que los fabricantes se proponen ir por ese camino.

En primer lugar las futuras teles pueden reducir peso en consumo eléctrico librándose de toda la estructura de procesamiento que ha ido introduciendo en los últimos años. Las teles tontas se han vuelto "Smart" y eso conlleva un hardware de creciente potencia que tiene su consumo eléctrico.

tele

Sistemas de procesamiento avanzado, de interpolación de fotogramas, de reescalado, de gestión de la imagen, etc. forman parte de una plataforma Smart TV cada vez más completa donde se integra el reproductor multimedia, la conectividad con Internet, el acceso a servicios de streaming, sistemas de inteligencia artificial para mejorar las imágenes y un sin fin de funciones que consumen energía eléctrica.

Si sacamos estos componentes fuera de la tele y la convertimos en un mero monitor de gigantes proporciones estaremos atontando a nuestra querida pantalla pero también ahorrando unos valiosos vatios que podemos usar para incrementar el nivel de brillo sin pasarnos del límite.

Sería algo así como lo que ha intentado hacer Samsung con su "one connect" o Xiaomi con el Mi TV 4, pero idealmente compatible con todas las marcas, modelos y vendido aparte del televisor para cumplir con la normativa.

De este modo además podríamos actualizar la parte de la tele que se quedase obsoleta y no todo el equipo. ¿Que queremos una pantalla con una nueva tecnología OLED o LCD? pues la compramos, la conectamos a la caja de conexiones de casa con el sistema operativo y no tenemos que volver a pagar por la misma plataforma, aplicaciones, licencias y funciones una y otra vez al cambiar de tele.

Pero claro, esto supondría abandonar el actual sistema de plataforma integrada de Smart TV en favor de un modelo abierto en el que habría que comprar una pieza de hardware adicional que se encargase de todas estas funciones, algo así como un reproductor multimedia avanzado que sirva para todo lo que actualmente hace una tele moderna.

tele

También tenemos el asunto del sonido. Todas las teles actuales montan un equipo de sonido formado por sistema de procesamiento sonoro más etapas de amplificación y altavoces o actuadores que en los modelos de gamas más altas puede tener un consumo energético importante.

Sacando estos componentes de la tele ahorramos otros valiosos vatios, espacio, peso y dejamos que la responsabilidad del apartado sonoro se centre completamente en los equipos externos como barras de sonido, receptores, altavoces, etc.

Como vemos, las opciones para rebajar el consumo eléctrico de las teles van mucho más allá de simplemente limitar la entrega de brillo del panel. Otra cosa es que los fabricantes estén dispuestos a cambiar un paradigma que les ha llevado años construir alrededor del Smart TV como núcleo central del hogar conectado.

Ofertas en los mejores regalos de Navidad tech

Nuevo Echo Dot (5.ª generación, modelo de 2022) | Altavoz inteligente con Alexa | Antracita

Echo Show 8 (2.ª generación, modelo de 2021) | Pantalla HD inteligente con Alexa y cámara de 13 MP | Blanco

Xiaomi Redmi Buds 3 Lite Auriculares Bluetooth Negros

Temas
Inicio