Usar el mando de la TV para controlar las luces de casa me parece lo más cómodo: así puedes hacerlo por voz con Google y Alexa

Usar el mando de la TV para controlar las luces de casa me parece lo más cómodo: así puedes hacerlo por voz con Google y Alexa
Sin comentarios

Hoy día, la gran mayoría de Smart TVs cuentan con asistentes de voz inteligentes integrados. Y es que dependiendo del sistema operativo que utilicen, será Google Assistant, Alexa, o incluso ambos, los que se encuentren en nuestra tele, aunque hay pequeñas consideraciones a tener en cuenta. Esto, además de poder controlar el televisor mediante comandos de voz, también resulta útil para el resto de dispositivos del hogar. Sin ir más lejos, nuestras bombillas inteligentes.

Si cuentas con un altavoz inteligente o un teléfono móvil con Google Assistant, Alexa, o Siri, puedes controlar la iluminación inteligente de tu casa a través de la voz. Sin embargo, también es posible hacerlo a través del mando a distancia de tu Smart TV, algo que resulta incluso más cómodo e inmediato.

Encender las luces desde el mando de nuestra Smart TV es posible

Para poder optar a esta característica, el requisito primordial es contar con un televisor compatible con el Asistente de Google o Alexa. Podemos salir de dudas si nos fijamos en el botón de micrófono de nuestro mando a distancia. Si pulsamos sobre él nos debería de aparecer la interfaz de Alexa o Google Assistant para configurarlo o interactuar con el asistente si ya lo hemos hecho. Además, hay mandos a distancia que incluyen el logo de estos asistentes, luego es fácil averiguar si el televisor es compatible con uno u otro.

Una vez descubierto qué asistente de voz tenemos, basta con configurar nuestro ecosistema a través de las aplicaciones de Google Home o Alexa para dispositivos móviles. A través de estas apps es posible agregar dispositivos al ecosistema. Eso sí, todos ellos deben de estar configurados para la misma cuenta, o permitir a otras cuentas poder controlar los dispositivos.

Será en estas apps donde habrá que configurar nuestras bombillas inteligentes. Dependiendo de si nuestras bombillas funcionan mediante Bluetooth, WiFi, Zigbee, o cualquier otro protocolo, necesitarán o no de un Hub. Bajo estas líneas os dejamos cómo configurar una bombilla para cada ecosistema.

Cómo configurar una bombilla inteligente a través de Google Home

google

Para vincular las bombillas desde Google Home tenemos que hacer estos pasos:

  • Abre la aplicación Google Home.
  • Pulsa en el icono '+' que hay en la parte superior izquierda.
  • Pulsa en "Configurar dispositivo".
  • Pulsa en "Funciona con Google", ya que no hay bombillas fabricadas por Google.
  • Busca la marca del fabricante de tus bombillas.
  • Inicia sesión en la web del fabricante para vincular su servicio en Google Assistant.

Tras ello, tendremos que configurar la habitación y nombre en la que situaremos la bombilla. El nombre es importante, ya que nos servirá para decirle al asistente qué bombilla encendemos de todas las que tenemos en casa.

Cómo configurar una bombilla inteligente a través de Alexa

alexa

Tal y como sucede con Google Home, Amazon también cuenta con una app de Alexa para dispositivos móviles. Para agregar una bombilla a su ecosistema basta con hacer lo siguiente:

  • Abre la aplicación Alexa.
  • Accede a la pestaña 'Dispositivos' en el menú inferior.
  • Pulsa el botón de '+' situado en la parte superior derecha.
  • Pulsa en 'Añadir dispositivo'.
  • En nuestro caso, seleccionamos 'Luz', o buscamos el fabricante de nuestra bombilla.
  • Activa la Skill si es necesario e inicia sesión en la web del fabricante para vincular su servicio a Alexa.

Cómo controlar las luces desde el mando a distancia

Si ya tenemos nuestras bombillas habilitadas en nuestro ecosistema, el asistente de voz configurado correctamente en el televisor, y conectado a la misma red WiFi, a través del mando a distancia podremos interactuar con el asistente de turno y encender o apagar las luces, modificar la intensidad, o cambiar el color si nuestra bombilla es RGB.

Personalmente, es mucho más cómodo controlar las luces desde el mando a distancia una vez todo configurado, ya que la respuesta es mucho más rápida y al contar con botones físicos, la interacción es más precisa. Si además contamos con un dongle o TV Box como el Chromecast o Fire TV, y que éste permanezca alimentado, podremos hacerlo incluso aunque el televisor esté apagado.

Temas
Inicio