Compartir
Publicidad

TAD CR1 MK2: una de las cinco mejores cajas acústicas de tipo monitor del mundo

TAD CR1 MK2: una de las cinco mejores cajas acústicas de tipo monitor del mundo
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Esta no es la primera vez que hablo de estas cajas en el blog. Tuvieron su hueco en el post que dediqué a las posibilidades de los monitores a finales del pasado mes de diciembre, pero me parece un buen momento para hablar de ellas con más profundidad aprovechando que TAD Labs, la división de productos de alta fidelidad de Pioneer, ahora cuenta con una distribución sólida en España, y que actualmente se pueden escuchar en varios establecimientos repartidos por el territorio nacional.

Durante la última década y media he tenido la ocasión de escuchar buena parte de las que la crítica especializada considera las mejores cajas acústicas en formato monitor del mercado. En este grupo aparecen propuestas de Wilson Audio, Dynaudio, Raidho, Focal... Y, por supuesto, las CR1 MK2 de TAD, unos altavoces que merecen, en mi opinión, ser encumbrados como uno de los diseños más afinados de mercado. Si no el que más.

El punto y final en materia de altavoces

He tenido la ocasión de escuchar estas cajas varias veces, y, sinceramente, ofrecen un sonido globalmente muy superior al de los «buques insignia» de la mayor parte de los fabricantes. Pero lo importante es que no las estoy comparando solo con los demás monitores; estoy «metiendo en el saco» todas las cajas acústicas que he escuchado, incluso las de tipo columna. Y las CR1 MK2 son las mejores.

Grosso modo, estas cajas son un diseño de tres vías, con un altavoz de graves de 8 pulgadas y un altavoz concéntrico con doble diafragma de berilio. Su construcción es, sencillamente, perfecta, algo que podemos intuir si nos fijamos en que cada caja pesa 46 Kg. Y tienen una impedancia nominal de 4 ohmios y una respuesta en frecuencia que se extiende desde los 32 Hz hasta los 100 kHz.

Products Zoom

Pero lo realmente importante es su sonido. Puedo describirlo sin extenderme demasiado como un sonido analítico, pero, a la vez, cálido; con una imagen estereofónica muy amplia y de una estabilidad imponente, y con una credibilidad en todo el espectro de frecuencias que nos hace creer que en realidad estamos escuchando unas cajas de tipo columna y más de 100 Kg de peso.

En cualquier caso, os animo a escucharlas si tenéis la más mínima oportunidad. Son muy caras y, por tanto, escapan al presupuesto de la mayor parte de nosotros, pero en muchos establecimientos os permitirán disfrutarlas unos minutos sin problemas. Si os gusta la música, no os arrepentiréis.

Más información | TAD Labs
En Xataka Smart Home | Di adiós a las ideas preconcebidas: unas cajas pequeñas pueden sonar mejor que unas columnas de suelo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio