Compartir
Publicidad
Probamos la nueva Raspberry Pi 2: A fondo
Trucos y bricolaje smart

Probamos la nueva Raspberry Pi 2: A fondo

Publicidad
Publicidad

La semana pasada nos despertábamos con la sorpresa de la nueva Raspberry Pi 2 Model B. Los usuarios de la Raspberry Pi llevábamos ya tiempo pidiendo más potencia. Y la verdad es que la Raspberry Pi Foundation ha respondido adecuadamente. La nueva Raspberry Pi 2 ofrece mejores prestaciones, sí, pero no ha renunciado a ser una placa de desarrollo barata y orientada a la educación. Por todo ello tanto el sector educativo como los aficionados a la electrónica podemos estar contentos.

Gracias a Raspipc.es hemos tenido la oportunidad de probar la nueva Raspberry Pi 2 y hemos podido analizarla para ver lo que ofrece. A lo largo de su primera semana de vida hemos probado las últimas distribuciones que se han ido presentando a la carrera para subirse al carro de la nueva Raspberry.

Raspberry Pi 2, bienvenida

La Raspberry Pi 2 llega en un momento donde otras placas de desarrollo se estaban aprovechando del tirón de la Raspberry Pi, ofreciendo en algunos casos placas más interesantes. Sinceramente estaban adelantando a la Raspberry Pi por la derecha, ofreciendo más potencia y funciones, y lo único que ha permitido a la Raspberry Pi seguir en el reinado han sido la ingente comunidad de seguidores que tiene detrás, tanto en el sector educativo como por la enorme cantidad de personas que han buscado un ordenador barato pero que es capaz de reproducir video 1080p sin despeinarse (mucho).

La nueva Raspberry Pi 2 viene en una caja de cartón. En su envoltorio ya vemos en una esquina por qué querremos hacernos con una, ya que nos promete que la nueva Raspberry es aproximadamente 6 veces más rápida que los modelos anteriores en las tareas más frecuentes. Atrás quedan también los modelos con 256 y 512 KB, ya que ahora la memoria RAM es de 1 GB.

La nueva Raspberry Pi 2 Model B

Como detalle curioso deciros que es la caja más grande de todas las Raspberry Pi, ya que ahora contamos con un manual de inicio rápido y uso seguro en muchos idiomas, aunque la parte destinada a cada idioma ocupa unas 8 hojas. Además del manual, como siempre nos encontramos a la Raspberry Pi 2 con una bolsa electrostática de protección.

Es la primera vez que tengo en mis manos una Raspberry Pi 2 y el nuevo formato es bastante interesante. Tengo que decir que me salté el modelo B+ por no aportarme demasiado los cuatro puertos USB y por la pérdida de compatibilidad con algunos periféricos, como la tarjeta de sonido Wolfson de la que ya os hablé en esta entrada. Pero ahora la cosa cambia y mucho con el nuevo músculo de esta nueva iteración de la Raspberry Pi.

Lo único que no me ha hecho mucha gracia es que, para mi proyecto de portátil con la Raspberry Pi, ya no puedo alimentar la Raspberry mediante una de las salidas USB. O al menos no arranca, ya que curiosamente una vez que la Raspberry Pi está funcionando, puedo quitar la conexión microusb de alimentación y permanece encendida y funcionando.

Raspberry Pi 2 Model B

Raspberry Pi 2, datos y especificaciones

Si os parece damos un repaso a las principales especificaciones de la Raspberry Pi 2 Model B, comparándolas con la de su predecesora la Raspberry Pi Model B+.

Raspberry Pi Model B+ Raspberry Pi 2 Model B
SoC Broadcom BCM2835 Broadcom BCM2836
CPU ARM11 ARMv6 700 MHz ARM11 ARMv7 ARM Cortex-A7 4 núcleos @ 900 MHz
Overclocking Sí, hasta velocidad Turbo; 1000 MHz ARM, 500 MHz core, 600 MHz SDRAM, 6 overvolt. de forma segura Sí, hasta arm_freq=1000 sdram_freq=500 core_freq=500 over_voltage=2 de forma segura
GPU Broadcom VideoCore IV 250 MHz. OpenGL ES 2.0 Broadcom VideoCore IV 250 MHz. OpenGL ES 2.0
RAM 512 MB LPDDR SDRAM 400 MHz 1 GB LPDDR2 SDRAM 450 MHz
USB 2.0 4 4
Salidas de vídeo HDMI 1.4 @ 1920x1200 píxeles HDMI 1.4 @ 1920x1200 píxeles
Almacenamiento microSD microSD
Ethernet Sí, 10/100 Mbps Sí, 10/100 Mbps
Tamaño 85,60x56,5 mm 85,60x56,5 mm
Peso 45 g 45 g
Consumo 5v, 600mA 5v, 900mA, aunque depende de la carga de trabajo de los 4 cores
Precio 35 dólares 35 dólares

Como podéis comprobar en la tabla anterior y salvo algunas características tales como la GPU, conectividad ethernet, tamaño, peso y precio en las que empatan, la Raspberry Pi 2 mejora bastante a su predecesora en cuanto a CPU, velocidad y cantidad de memoria. El nuevo procesador no es que sea ya más potente gracias a los cuatro núcleos, sino que abre las puertas a otro tipo de distribuciones y sistemas operativos e incluso a extensiones virtualizadas que basan su programación en las instrucciones más potentes del ARMv7. La memoria, mejor en cantidad y en velocidad, ayuda a dar ese empujón que necesitaba la Raspberry Pi 2 para proyectos más complejos.

Aquí vemos la parte inferior de la Raspberry Pi 2

Una lástima que no cuente con conectividad Gigabit, lo que facilitaría tanto el uso como reproductor doméstico como para opciones de creación de cluster de Raspberry Pi. Otra pena es no haber aprovechado a mejorar la GPU, aunque probablemente se estén reservando dicha opción para el futuro. Antes de que lo preguntéis, la Raspberry Pi 2 Model B no es capaz de reproducir video a 4K. Habrá que esperar todavía un poquito más a que aparezcan en el mercado chips más potentes y baratos para contar con una placa de desarrollo que nos permita reproducir vídeo en las nuevas televisiones por poco precio.

Utilizando la Raspberry Pi 2

Probando la Raspberry Pi 2 como centro multimedia, máquina arcade y ordenador

Como decía el anuncio la potencia sin control no sirve de nada. Para eso está el software. Algunas distribuciones han lanzado versiones actualizadas a lo largo de la semana, aunque me quedo con la impresión de que son actualizaciones menores y que todavía no utilizan a pleno potencial los cuatro cores y el resto de las mejoras incorporadas a la Raspberry Pi 2 Model B.

Como golpe de efecto habréis visto en internet que Microsoft está desarrollando una versión para desarrolladores de Windows 10 para la Raspberry Pi 2. No esperéis evidentemente ni las mismas funciones ni el mismo "look and feel" que en ordenadores potentes. Microsoft le hace un guiño a la internet de las cosas y presenta una versión reducida para no bajarse definitivamente del carro de los microordenadores, que ahora está ampliamente dominado por distribuciones Linux y también por el omnipresente Android. Habrá que esperar a final de año para ver qué se han sacado de la chistera los de Redmond y ver qué nos puede ofrecer en nuestros proyectos.

La Raspberry Pi 2 Model B llega en un momento en el que otros competidores estaban cogiendo impulso y cuota de mercado

A lo largo de esta semana he podido comprobar el rendimiento tanto de OpenElec como centro multimedia, RetroArch y Lakka como máquinas arcade y Raspbian como solución de escritorio. Versiones que como os digo han salido optimizadas para utilizar la nueva arquitectura de la Raspberry Pi 2. Vamos a verlas.

Probando OpenElec, fijaos en el uso de los core de la Raspberry Pi 2

OpenElec, más potencia y agilidad

Lo primero que he probado ha sido OpenElec, mi distribución favorita para poder hacer de la Raspberry Pi un centro multimedia. La Raspberry Pi 2 arranca OpenElec en unos 16 segundos, mejora que ya de por sí es bienvenida. Cabe destacar también la fluidez en los menus, algo que nunca había visto. Y la reproducción, como siempre, es fluída y va todo como un tiro. Desde luego merece mucho la pena la actualización si ya usábais la Raspberry Pi como centro multimedia.

Retropie y Lakka son dos formas estupendas de disfrutar de la nueva potencia de la Raspberry Pi 2

RetroArch y Lakka, dos interesantes formas de disfrutar de los videojuegos

Si lo que queréis es disfrutar de juegos y emuladores, tenéis que probar Retropie y Lakka. Ambas distribuciones han lanzado versiones actualizadas para la Raspberry Pi, pero tengo que decir que las mejoras vienen sobre todo a la hora del arranque y de la fluidez en los menús, ya que los emuladores que ya iban bien no hay prácticamente sensación de mejora. Donde sí que vamos a notar diferencias es en los juegos más exigentes y en la emulación de la Nintendo64 como podemos ver en el vídeo. Es una gozada conectar por cable un mando de la PS4, que lo detecte al instante y poder jugar en cualquiera de las dos distribuciones a nuestros juegos favoritos.

Raspbian, agilidad por encima de todo

Probablemente si queremos comprobar la potencia de la nueva Raspberry Pi 2 tengamos que ir a Raspbian, la distribución linux en la que podremos comprobar cómo se mueven varios programas a la vez, navegar por internet de forma razonable (antes era desesperante) y tener una fluidez que antes sólo soñábamos. Incluso echarnos una partida a Minecraft que viene instalado de serie.

Seguramente veremos actualizaciones de aplicaciones y soluciones a los primeros problemas que acaban de detectarse, en concreto problemas con los puertos GPIO y con una hipersensibilidad a las fotos tomadas con flash.

Valoración final de la Raspberry Pi 2 Model B

La Raspberry Pi 2 Model B llega en un momento en el que otros competidores estaban cogiendo velocidad, ofreciendo mejor hardware y por tanto mejores posibilidades de desarrollo de aplicaciones y entornos más interesantes que la Raspberry Pi. Por ejemplo, la ODROID C1, una placa realmente interesante y que está ganando la confianza de muchos entusiastas y de la que pronto haremos un análisis a fondo en Xataka Smart Home. Donde sigue y seguirá ganando es en la ingente legión de entusiastas que la Raspberry Pi lleva detrás, ya que se calcula que el número total de unidades vendidas es de unos 5,5 millones, sin contar el empujón que va a suponer en ventas este nuevo modelo.

Microsoft le hace un guiño a la internet de las cosas con Windows 10 para la Raspberry Pi 2, pero no esperéis una distribución igual que los PC de sobremesa, ni en potencia ni en aspecto.

Todas las ventajas de hardware se verán reflejadas pronto en el software ya existente, así como en distribuciones que van a aprovechar sin duda tanto la nueva capacidad del conjunto de instrucciones del ARMv7 como de sus cuatro cores y del GB de RAM. De momento las nuevas distribuciones que acaban de salir ya mejoran el rendimiento de anteriores modelos de la Raspberry Pi, lo que sin duda es de agradecer. Si además tenemos en cuenta que el precio es el mismo, tenemos Raspberry Pi 2 para rato.

Por 35 dólares tenemos una interesante actualización de la Raspberry Pi

Si ya habéis usado una Raspberry Pi, entenderéis que por un precio de 35 dólares tenemos una interesante actualización, pudiendo reservar la Raspberry Pi que tengáis para otras tareas y proyectos. Si todavía no habíais comprado una, deciros que la cantidad de cosas que podemos hacer con ella y con poco esfuerzo por nuestra parte merece mucho la pena hacerse con una, en especial si es el nuevo modelo. Recomendado.

Raspberry Pi 2

Agradecemos a Raspipc.es el habernos cedido una Raspberry Pi para la prueba. Puedes consultar la política de relaciones con empresas aquí.

Más información | Raspberry Pi

En Xataka Smart Home | Raspberry Pi: qué es, cómo sacarle partido y algunos de los proyectos más interesantes

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos