Compartir
Publicidad

Muchos problemas en casa se resolverán con esta nueva tecnología de imanes

0 Comentarios
Publicidad

En mi casa tengo un picaporte que se engancha siempre, una puerta que tiene vida propia y que se cierra sin intervención humana (ni de poltergeist que yo sepa) y algún otro elemento bastante díscolo. Aunque los imanes están presentes desde hace muchísimo tiempo en nuestras vidas y en nuestras casas, por ejemplo para mantener cerradas puertas de armarios o funcionar como sensores de apertura de puertas en caso de alarmas, puede que pronto veamos una nueva revolución de objetos.

Ahora gracias a nuevas técnicas es posible imprimir imanes y diseñar la polaridad de los mismos. Así, en una misma superficie podemos tener varios polos positivos y negativos. Si, como lo oyes. E incluso podemos pintar figuras haciendo campos magnéticos, lo que se podría traducir por ejemplo en un camino a recorrer por una esfera sin salirse del mismo.

Ahora imaginaros puertas que no dan portazo al cerrarse, pero que podemos dejar cerradas o entreabiertas siempre que queramos sin necesidad de dispositivos mecánicos. Dispositivos de seguridad que necesitan un patrón magnético y que sin el cual no podremos abrir o activar. Juegos y otros elementos lúdicos para el hogar. Micromotores diseñados gracias a estos avances. Dispositivos acoplados magnéticamente y que podemos hacer girar sin contacto físico. La lista es realmente interminable, porque sólo estamos viendo la punta del iceberg.

Entre sus propiedades cabe destacar además una fuerza de atracción mucho mayor ya que es posible concentrar los campos magnéticos, así como redirigir las líneas de fuerza para no afectar elementos sensibles como puede ser la banda magnética de una tarjeta de crédito.

Vía | Hackaday

Más información | PolyMagnet

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio