Compartir
Publicidad

Panasonic AX900, análisis

Panasonic AX900, análisis
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Con la nueva gama de televisores de Panasonic ya presentada, apostar por la serie AX900 puede parecer una locura. No porque sea una tele que han dejado de comercializar sino porque no tiene esos pequeños extras que sí traerán las nuevas.

Pero no os preocupéis, la AX900 tiene motivos de sobra para seguir siendo una de las mejores pantallas. En Xataka Smart Home hemos podido probarla y este es nuestro análisis de la Panasonic AX900.

Características

Panasonic AX900 Características
Panel LED IPS con resolución UHD
Sistema iluminación Direct LED con Ultra Local Dimming
Modo 3D
Sonido 18W (4 + 4 + 10 subwoofer)
Formatos compatibles HEVC/H.264/AVCHD 3D/Progressive, SD-VIDEO/AVI/MKV/WMV/MP4/M4v/FLV/3GPP/VRO/VOB/TS/PS, MP3/AAC/WMA Pro/FLAC/Apple Lossless/WAV, JPEG/MPO
Conexiones 4 x HDMI (4K), 1 x DisplaPort, Euroconector, Vídeo por componentes, Auriduclar, Salida óptica, Ethernet, Lector tarjetas SD, 1 x USB 3.0, 2 x USB 2.0, Common Interface
Consumo promedio 229W
Especificaciones completas Panasonic

Panasonic AX900, análisis en vídeo

Diseño

6

Lo primero que vamos a ver es el diseño de la Panasonic AX900, un televisor que nos resulta familiar pues mantiene las mismas líneas de la serie AX800. Tenemos un marco negro muy delgado que junto a su exterior en color plateado perfilan un conjunto imponente. Tanto que esa sensación de monolito queda más patente cuando observamos cómo reposa sobre el mueble o mesa en la que lo coloquemos.

El diseño monolítico de la AX900 es simplemente imponente

Para conseguir ese efecto recurre a una peana, que más bien podríamos decir que es un contrapeso, de dimensiones y peso considerable. Dicha peana también provoca que la pantalla esté ligeramente inclinada hacia atrás. Si la mesa es baja no hay problemas pero si no puede generar una sensación algo extraña. Al menos a mí sí me la generaba. Pero tranquilos, nada preocupante.

4

Como detalle estético, en la base tenemos un led azul que ilumina la parte inferior de la tele aportando así una pequeña pincelada de color. Esto para los que no sean amantes de las lucecitas es algo que se puede desactivar desde las opciones.

Por lo demás, la trasera es de metal y si la observamos podremos ver cuatro ventiladores que se encargan de mantener a buena temperatura todos los componentes y por supuesto la pantalla. Eso sí, giran a revoluciones muy bajas por lo que no hemos de preocuparnos por el ruido.

También en su trasera encontraremos las diferentes conexiones que ya os adelanto que son de lo más completo.

Una imagen casi sobresaliente

1

Pasando a la calidad de imagen, Panasonic ha apostado en esta ocasión por un panel IPS en lugar del LCD tipo VA de la serie AX800. ¿El resultado? Pues una imagen casi sobresaliente. Puede parecer exagerado pero ciertamente me ha parecido que sin duda está a la altura de la gama alta que es.

La iluminación es lo primero que destaca, uniforme en toda la superficie. El sistema de iluminación Direct LED con la tecnología Ultra Local Dimming exclusiva de Panasonic (aunque sea algo más puramente marketiniano) hacen un gran trabajo. No hay problemas de clouding ni otros efectos desagradables que irremediablemente se aprecia en otros paneles.

Gran calidad cromática y una iluminación altamente uniforme son las grandes claves en su calidad de imagen

Todo eso permite obtener un brillo, contraste y una profundidad en los negros muy buena. En escenas oscuras la perdida de detalle es prácticamente nula. Eso sí, siempre que el contenido esté a la altura en temas de bitrate y resolución.

3
Tanto con los menús del televisor como la app para Smartphone podremos calibrar a medida la pantalla

Por lo demás, la representación cromática de la Panasonic AX900 es otro de sus puntos fuertes. Aquí la percepción y gusto de cada usuario hará que se valore de una forma u otra, a mi personalmente me parece excelente. El fabricante japonés no abusa de tonos excesivamente saturados ni otras maneras de llamar la atención. De fábrica ya aporta un calibrado más que bueno pero si queremos afinar más podremos gracias a sus precisos controles.

Finalmente, la nitidez y el nivel de ruido así como posibles artefactos de la imagen se controla muy bien cuando ha de recurrir a su función de escalado. Eso sí, no hace milagros y con contenido 720p o inferior se aprecia que no estamos sacando el máximo partido al televisor.

Un sonido de gama alta

Con un panel IPS UHD capaz de aportar una gran calidad de imagen es imposible no exigir el máximo al audio. Aquí seguimos pidiendo un sistema de sonido externo a modo de barra de sonido o equipo home cinema si queremos una experiencia acorde a la visual. Pero aún así los altavoces integrados cumplen por encima de la media.

El sonido tanto en graves como agudos y medios es bueno. En una película no se pierde claridad en los diálogos ni tampoco el impacto que generan los efectos sonoros en escenas de acción o simplemente para ambientar. Un sonido notable que nos permite disfrutar del cine y series de forma más que aceptable. Pero recuerda, con un equipo externo siempre será mejor.

Smart TV, lo menos bueno

2

Y llegamos a su apartado más débil, su plataforma Smart TV. Viendo la nueva apuesta por Firefox OS es evidente que Panasonic sabía que no tenía una plataforma realmente atractiva ni interesante. Y no, no es problema de hardware. En la Panasonic AX900 las transiciones y cambios entre menús es fluida a pesar de algún que otro “fuego artificial”. Pero no es suficiente.

Plataforma Smart TV pobre, que no empaña al producto pero no permite redondear la experiencia

Más allá del uso de sus funciones de grabación en unidades USB, el reproductor multimedia integrado y acceso a aplicaciones como Youtube, Wuaki.tv o Netflix -la Panasonic AX900 es compatible con Netflix 4K- el resto de servicios y aplicaciones pasa desapercibido.

Ni consultar el calendario, ni el mail ni otras aplicaciones o incluso los comandos de voz o recomendador de contenidos me han atraído. Los he probado para hacer el análisis pero no me convencen. Tal vez por mi perfil de usuario o porque todas esas acciones las hago más rápido en mi smartphone y la tele la uso para ir directo al contenido que ya tengo decidido ver.

De todos modos, a pesar de no ser una plataforma interesante, el Smart TV de Panasonic no sería un argumento para comprar su televisor pero tampoco motivo que me hiciese desechar su adquisición. Simplemente es un extra que puede o no aprovechar si te interesa.

Conclusiones

La Panasonic AX900 me parece un gran televisor. Si ya la AX800 me gustó y mucho, esta serie me ha gustado mucho más. La calidad de imagen y un buen sonido además del soporte del codec HEVC hacen que estemos frente a uno de los mejores televisores del mercado.

La Panasonic AX900 es por derecho propio una de las grandes candidatas para reinar en todo salón que busque la mejor calidad de imagen. Si el precio no es problema y el tamaño tampoco, este es un modelo de 65 pulgadas, creo que has de considerar la Panasonic AX900 como una de las posibles candidatas que reinarán en tu salón.

7.8

Diseño:8
Imagen:8,5
Sonido:7,5
Software:7

A favor

  • Calidad de imagen notable
  • Sonido por encima de la media
  • Diseño elegante

En contra

  • Smart TV poco interesante

El equipo ha sido cedido para la prueba por parte de Panasonic. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio