Así es como el USB del router puede ayudarte incluso con tu árbol de Navidad

Así es como el USB del router puede ayudarte incluso con tu árbol de Navidad
Sin comentarios

Aunque la infraestructura de nuestras redes han cambiado considerablemente con el paso del tiempo, muchos routers siguen ofreciendo características que hoy día los usuarios no suelen aprovechar. Una de ellas es el puerto USB que incorporan algunos routers, una conexión que, si somos lo suficientemente creativos, nos puede dar para mucho.

A quién sí parece haberle inspirado nuestro artículo sobre las posibilidades del puerto USB del router es a nuestro coordinador editorial en Xataka Smart Home, Antonio Sabán. Y es que ha podido salvar las navidades en su hogar gracias, precisamente, al puerto USB de su router. Y es que tuvo la idea de conectar las luces de su árbol de navidad a este puerto.

Si no tienes enchufes a mano, es una gran alternativa

Entre las muchas posibilidades que tenemos para aprovechar el puerto USB de nuestro router, nos encontramos con la función de alimentar otros aparatos, algo que viene de escándalo cuando no dispones de enchufes a tu alrededor.

router

El árbol de navidad es un objeto de decoración que no solemos tener en casa todo el año. Es por ello que solemos ponerlo en el sitio que más encaje y menos incomode, y ese no siempre suele ser el que más enchufes dispone.

Antonio podía haber utilizado perfectamente un extensor o una regleta con varios enchufes, pero en un alarde de ingenio, se acordó de que el USB de su router también le puede servir para alimentar ciertos dispositivos. De esta manera, procedió a conectar las luces LED de su árbol, las cuales van por USB, al puerto de su router.

arbol

¿Por qué escogió este método? Pues precisamente porque era el puerto que más a mano tenía dada la localización del árbol de navidad. Además, comenta que tampoco tenía hueco en su regleta habitual, por lo que decidió alegrarle la navidad a los suyos conectando las luces al puerto USB de su router.

Sin embargo, antes de ocurrírsele este método, Antonio confiesa que utilizó una batería externa, acoplando el cable de las luces al puerto USB de ésta. Como vía alternativa, si tus luces tienen un USB, tampoco es una mala idea, ya que el consumo no es excesivo, y una batería te puede servir para un buen rato.

Los resultados se pueden ver en las imágenes adjuntas. Y es que a veces las soluciones están a un palmo de nuestra vista, aunque en ocasiones tengamos que darle algunas vueltas a la cabeza.

Temas
Inicio