Compartir
Publicidad
The Dash de Bragi análisis: no sólo son unos auriculares inalámbricos al uso
Análisis

The Dash de Bragi análisis: no sólo son unos auriculares inalámbricos al uso

Publicidad
Publicidad

Por estas páginas hemos visto pasar auriculares de todo tipo. Intraurales, de diadema. con cable, inalámbricos, con y sin cancelación de ruido... la gama en la que poder elegir es enorme y eso incluso pese a que algunos fabricantes se están empeñando en acabar con los auriculares tal y como los conocemos (eso va por ti Apple...).

El caso es que entre todos los modelos que podemos encontrar cada vez toman más protagonismo los auriculares sin cables, un tipo que facilita la comodidad de uso al no tener el eterno cable siempre liado o enrollándose cada vez que los usamos. Un tipo de auricular que se ha visto favorecido por el uso del teléfono móvil como sustituto de los tradicionales MP3 o incluso Discman portátiles. De esta forma aprovechan la conectividad sin cables y el resto de funciones de nuestro teléfono. Y de todos los que podemos encontrar vamos a comentar cual ha sido nuestra experiencia tras un mes de uso probando los auriculares The Dash, de la marca Bragi.

Se trata de unos auriculares intraurales que no llevan cables de ningún tipo. Un modelo que puede recordar a muchos en sus especificaciones a los Airpods de Apple pero no, no os engañéis puesto que los The Dash van mucho más allá pues además tienen memoria interna para almacenar música, son acuáticos e incorporan un medidor de actividad física en su interior. Vamos a ver que nos ofrecen.

Presentación
Bragi The Dash 9

Inmejorable. Esa es la palabra y para ello vamos a tomar como referencia la que suele hacer Apple e sus productos, por cuidada y bien presentada. Si en la firma californiana encontramos cajas minimalistas y estuches muy bien aprovechados en esta ocasión vemos como vienen en una caja del tamaño de un libro, que se abre en varias secciones en las que vemos algunas explicaciones sobre lo que nos vamos a encontrar.

Bragi The Dash 1

Una vez abrimos la última parte nos topamos con el estuche que a su vez es cargador muy bien separada y sujeto, junto con los auriculares y todos sus accesorios que se componen de las almohadillas y sujeciones necesarias para adaptarlos a nuestra oreja. Se puede optar por dos colores, blanco o negro y en mi caso he optado por el color negro, más sufrido ante el uso y la suciedad.

Especificaciones
Bragi The Dash 2

  • :Auricular Bluetooth con manos libres y funciones de control de actividad.
  • Memoria interna de 4 GB de capacidad para reproducir música.
  • Sensor corporal para controlar diferentes constantes vitales.
  • Aislamiento del ruido exterior.
  • Ajustes: en oreja 3 puntos con almohadillas de silicona de 3 tamaños diferentes.
  • Peso: 13,8 gramos
  • Frecuencia: de 20-20.000 hercios.
  • Impedancia: de 16 ohmios.
  • Conexión: Bluetooth 4.0.
  • Batería: Entre 3 y 4 horas con un modo espera de 250 horas y tiempo de carga inferior a una hora.
  • Resistencia: Auriculares sumergibles y resistentes al agua y al sudor.

 Aspecto y uso
Bragi The Dash 8

Estos auriculares presentan un diseño notable y lo primero a resaltar es el correspondiente a la caja cargador que los alberga y es que a pesar de su aspecto austero y quizás recio, es ligera y resistente de forma que protege los auriculares de golpes. Además posee una zona a modo de hendidura hueca que nos permite comprobar el nivel de carga de los auriculares con la luz que estos emiten y que más adelante veremos.

Bragi The Dash 6

En el estuche además encontramos un interior forrado en una especie de terciopelo y dos botones. Uno en el lateral para resetearlos mientras los tenemos conectados para cargarlos vía USB y en el otro el correspondiente puerto MicroUSB para carga y transmisión de datos así como un LED para indicar el nivel de carga del estuche (es al mismo tiempo batería).

Bragi The Dash 5

En cuanto a los auriculares en sí cuentan con una gran diseño con un exterior fabricado en plástico pulido, mientras que el interior es de goma resistente lo que facilita que no se caigan y se mantengan bien sujetos a nuestros oídos. En la parte exterior además encontramos la zona táctil para su control por toques así como un LED indicador en ambas unidades.

Bragi The Dash 7

En lo que respecta a su parte interior podemos ver dos pequeños imanes y conectores que que son los que permiten que los auriculares se mantengan adheridos a la base de carga de forma que una vez dentro no hay peligro que puedan soltarse y dejar de cargar. Oímos que se adhieren de forma correcta cuando se escucha un pequeño crujido y se activa el LED en los dos auriculares.

Los The Dash incorporan cuatro tipos de almohadillas y no, pese a que no van sujetos más que por la almohadilla interior su sujeción es excelente. Se acoplan muy bien a nuestra cavidad auditiva y no se sueltan ni aún haciendo movimientos bruscos. Los he probado en carrera, caminando y a falta de probarlos en la piscina son realmente cómodos.

Funcionamiento
Bragi The Dash 12

Los auriculares The Dash van más allá de servir sólo para escuchar música pero vayamos por partes. Para conectarlos entre sí hacen uso de la tecnología NFMI (Near-field magnetic induction communication) mientras que la conexión con el smartphone se efectúa por medio de Bluetooth. En el primer uso sólo hemos de colocar ambas unidades en nuestro oído y dejar pulsado el auricular derecho y con el Bluetooth activado en nuestro teléfono. Se nos pedirá una clave de paso que se genera por audio en el propio auricular y que tenemos que introducir en el teléfono "et voila", ya comenzamos a recibir la señal desde nuestro móvil. Una vez sincronizados, para los sucesivos usos sólo debemos situarlos en nuestros oídos y al activar el Bluetooth en el móvil, comenzar a usarlos.

Los The Dash cuentan con una superficie táctil para controlar las funciones con toques. Un aspecto difícil de describir dada la cantidad de opciones que ofrece pero por poner varios ejemplos con un toque en el auricular derecho pausamos la reproducción, con dos adelantamos, con tres atrasamos, deslizando el dedo subimos o bajamos el volumen. En el izquierdo podemos activar o desactivar la función Audio Transparence así como acceder a información de la canción que suena o la hora así como a información sobre la actividad física. Si puedo decir que aprender todas las funciones no es sencillo.

Bragi The Dash 11

En lo relativo a la mencionada función Audio Transparence, su propio nombre ya nos deja ver más o menos en lo que consiste. Se trata de facilitar la escucha del sonido que proviene del exterior de forma que los auriculares pasan a ser como un audífono de forma que se filtra y aumenta el sonido que proviene del exterior. De esta forma mientras escuchamos música podemos percatarnos de avisos externos sin problema (alguien que nos llama, el claxon de un coche...)

Además y ya que los vamos a usar con nuestro móvil podemos hacer uso de los mismos a modo manos libres y la experiencia ha sido muy buena. La música se corta en cuanto entra la llamada y el sonido de la voz es claro y nítido.

Los The Dash además son sumergibles hasta 1 metro, de forma que los podemos usar en la piscina o la ducha. Y a falta de probarlos en la piscina tengo que reconocer que ducharse con la música en los oídos a modo de prueba ha sido una experiencia más que llamativa dada la sensación envolvente que produce.

Bragi The Dash 4

Hemos dicho que podemos usar los The Dash como reproductor de música con nuestro smartphone pero a la vez cuentan con una capacidad de almacenamiento de 4 GB para que podamos guardar nuestra música y escucharla donde queramos. Y para ello solo tenemos que conectar los auriculares a nuestro PC vía USB y como si de un disco externo se tratase transferir las canciones correspondientes.

Luego sólo no conectarlos a nuestro teléfono vía Bluetooth y comenzar a usarlos de la forma habitual. Toda la navegación por carpetas se realiza gracias al asistente de audio que nos explica que hacemos en todo momento. Es ideal si vamos a hacer deporte y no queremos tener el smartphone cerca.

Calidad de audio
Bragi The Dash 1

Aunque en las primeras versiones de firmware los usuarios se quejaban de un volumen máximo muy bajo, las sucesivas actualizaciones lo han mejorado sobremanera llegando a colocarlo a un nivel más que decente. En este sentido si vamos por la calle encontramos como podemos oír nuestra música sin problemas ya sea con la cancelación de sonido activada o desactivada.

Además tanto los graves como los bajos se escuchan a un gran nivel y pese a usarlos a máxima potencia no he notado distorsiones de sonido extrañas. Ya sea con pop, rock o música jazz la experiencia ha sido bastante satisfactoria. Y por la perdida de conexión nada que objetar, pues he podido usarlos incluso desde la habitación de al lado (unos tres metros) mientras cargaba el teléfono.

Autonomía

Es a lo que más miedo le tenía, sobre todo al ver las cifras de otros modelos similares en los que se hablaba de una autonomía de poco más de una hora. Y no, no es el caso de este modelo, pues los The Dash ofrecen una hasta casi cuatro horas de autonomía o 250 horas en reposo (las 250 horas nos las he contado) gracias a su batería de litio de 100 mAh.

He podido comprobar como han aguantado hasta tres horas y 45 minutos sin tener que volver a usar el estuche de carga, algo que me ha sorprendido gratamente. Además al volver a colocarlos en el dock se inicia la carga de forma automática ofreciendo hasta 3 cargas sin tener que conectar la base a la corriente.

Y como decíamos al principio, podemos comprobar el nivel de carga de un sólo vistazo con el código de colores que muestra el LED de los The Dash y que nos informa sobre el estado de la batería. Para ello podemos bien colocarlos en el panel o bien agitarlos y así vemos una luz es azul si la carga es total, verde si están a media carga y roja si la batería está a punto de agotarse.

Aplicación
App 2

Los creadores de The Dash, han desarrollado su propia aplicación para ampliar la funcionalidad de los auriculares. La aplicación se puede descargar desde la App Store en iOS o Google Play Store en Android e incluye distintas funciones:

  • Actividad: Con los datos obtenidos al crear nuestro perfil vamos a registrar nuestra actividad deportiva con tres actividades como son correr, bicicleta y nadar. En ellas podemos controlar nuestro pulso, el tiempo empleado y las calorías.
  • Mis controles: Permite crear y activar gestos inteligentes de los que ahora por contamos con varios como son por ejemplo mover la cabeza de arriba a abajo para contestar una llamada, girar la cabeza a modo negación para rechazarla o saltar una canción si cuando empieza giramos la cabeza. Esperamos nuevos gestos en otras actualizaciones
  • Sonido:: Podemos activar la transparencia de sonido o subir o bajar el volumen maestro.
  • Perfil:: Creamos nuestro perfil para usar en el apartado actividad con edad, peso, altura...
  • Ajustes: para cambiar el nombre de los auriculares, la iluminación durante el uso o la compatibilidad con Siri (el asistente de Apple se activa con un toque).
  • Soporte: Si tenemos dudas sobre el uso, actualizaciones, queremos buscar alguna pregunta sobre The Dash o contactar con atención al cliente... este es el apartado.

Conclusiones

Tras varias experiencias con auriculares inalámbricos he de decir que me enfrentaba a los The Dash con cierto temor. Un precio casi 300 euros los convierte en unos auriculares no aptos para todos los bolsillos y si el rendimiento no era el esperado... por ese precio debía de ser muy bueno.

Y una vez he comenzado a usarlos día a día tengo que reconocer que sí, que The Dash es un producto caro pero a la vez nos encontramos con unos auriculares redondos y no sólo por sus líneas. Ofrecen una gran rendimiento y una calidad de audio bastante buena. Además las actualizaciones son constantes de forma que el fabricante (que además atiende perfectamente las críticas y sugerencias) posibilita el que se vayan mejorando aspectos y se añadan nuevas funciones.

En el mes que los llevo usando he visto como ha llegado una actualización que ha mejorado aspectos como la conectividad, el volumen y ha traducido el interlocutor de audio a más idiomas, entre ellos el castellano.

Los The Dash de Bragi están disponibles tanto en blanco como en negro, y podemos encontrarlos con un precio cercano a los 300 euros en el caso del modelo en color negro o 207 euros si optamos por el modelo en color blanco.

Más información | Bragi
En Xataka | Los auriculares inalámbricos le están ganando la partida al cable

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos