Esta ducha inteligente promete ahorrar hasta un 50% en agua caliente: sabe cuándo no la necesitas y cierra el grifo ella sola

Esta ducha inteligente promete ahorrar hasta un 50% en agua caliente: sabe cuándo no la necesitas y cierra el grifo ella sola
Sin comentarios

Una de las tareas diarias que más gasto puede suponer si somos muchos en casa es la relacionada con la aparentemente inocente ducha, en teoría simple y sin muchas tecnología involucradas, pero en la práctica es necesario gastar una notable cantidad de energía eléctrica o gas en calentar el agua utilizada.

De ahí que surjan propuestas como esta que hoy traemos de la firma Oasense bajo el nombre de Reva, una ducha inteligente que promete ahorrar hasta el 50% en agua caliente evitando el desperdicio del preciado líquido elemento cuando no lo necesitamos.

Este modelo de ducha es básicamente un cabezal de grandes proporciones que se debe fijar a la pared y que alberga en su interior toda un serie de tecnologías para saber cuándo es necesario dejar fluir el agua a la máxima potencia y cuándo cortar el grifo interno o bajar su caudal.

Ducha448s

Para empezar, cuenta con sensores por infrarrojos que detectan cuándo el usuario está situado en posición de ducha para permitir que salga el agua con la máxima presión. Si estamos alejados, por ejemplo porque nos estamos enjabonando, el sistema baja el caudal automáticamente al 15% de la presión hasta que volvamos a ponernos bajo la ducha o pulsemos un botón que permite la salida máxima de agua.

Con sensor de temperatura y generador hidroeléctrico

Pero lo más interesante de la ducha es que además lleva integrado un regulador de la temperatura del agua que permite junto con el sistema anterior ahorrar hasta un 50% en agua caliente. El usuario fija una temperatura ideal para el agua y la ducha comienza abriéndose al 100% de la potencia (unos 6,8 litros por minuto) expulsando la mezcla de agua fría y caliente hasta alcanzar dicha temperatura.

Duchastecnologia

En ese momento y para evitar desperdiciar más agua y energía del calentador, el flujo de agua se cierra automáticamente al 15% de la capacidad (aproximadamente a 1,1 litro por minuto) y no vuelve a abrirse al máximo hasta que nos metemos y nos ponemos bajo la ducha.

Y, ¿cómo se alimenta toda esta electrónica interna de los sensores de presencia y temperatura? Pues mediante una miniturbina hidroeléctrica situada en el interior del aparato que se activa con el flujo del agua. De este modo no se necesita enchufar el invento ni utilizar pilas o baterías.

Precio y disponibilidad

La ducha inteligente Reva es un producto que por el momento está limitado al mercado estadounidense con un precio de 350 dólares, pero si tiene éxito es de esperar que más fabricantes y distribuidores se interesen por esta tecnología para el resto de mercados.

Más información | Oasense

Temas
Inicio