Vuelven las pantallas en 3D sin gafas: Leia 3DL quiere resucitar el formato para traer el metaverso a casa

Vuelven las pantallas en 3D sin gafas: Leia 3DL quiere resucitar el formato para traer el metaverso a casa
Sin comentarios

Hace unos años se pusieron de moda los televisores y proyectores en 3D y todos los fabricantes llenaron su catálogo con diferentes modelos que tenían todos una cosa en común: la necesidad de usar gafas para lograr el efecto.

Sin embargo, aunque la industria de contenidos inicialmente siguió en esta línea lanzando múltiples películas y contenidos diversos, poco a poco se fue desinflando la burbuja y tras un par de efusivos años dejaron de fabricarse este tipo de pantallas, algo que ahora quiere cambiar Leia.

Se trata de una empresa que lleva tiempo investigando en el sector de los paneles 3D para terminales móviles pero con la gran diferencia de que sus propuestas no necesitan gafas para mostrar imágenes tridimensionales.

Es algo en lo que ya trabajaron grandes fabricantes e investigadores como Toshiba, Philips o el propio MIT pero que no llegaron a tener un producto generalista en el mercado.

3D sin gafas para el metaverso

leia

Ahora Leia quiere que esto cambie con 3D Lightfield o 3DL, una tecnología de imágenes 3D sin gafas que aseguran puede aplicarse a casi todo tipo de paneles de diferentes tamaños con la intención de poder ver contenidos en tres dimensiones como películas pero sobre todo procedentes del metaverso y videojuegos.

Para empezar han creado una pantalla totalmente funcional de 15,6 pulgadas que han mostrado en la Display Week 2022 y que promete una resolución 4K con tasa de refresco de 120 Hz cuando funciona en modo 2D. Pero lo interesante del invento llega cuando se cambia a uno de sus dos modos 3D.

El primer modo es el "compartido" y está recomendado para cuando somos varios usuarios viendo la pantalla, como por ejemplo para una tele al ver una película en familia. Ofrece un efecto 3D más suave y generalista que no depende de nuestra posición en la sala.

leia

Pero también cuenta con un modo "inmersivo" para un solo usuario que logra un efecto más potente al seguir la posición del espectador mediante una cámara situada en la parte superior de la pantalla. De este modo se ofrecen diferentes perspectivas en función del ángulo de visión del usuario y la sensación afirman es más realista, como podemos ver en el vídeo colgado en Twitter por NimaZeighami, uno de los responsables de la compañía:

La pantalla ofrece un campo de visión de 86 grados en el plano horizontal y genera 12 campos o perspectivas distintas en tiempo real usando algoritmos de IA que simulan estas imágenes más inmersivas.

¿Para cuándo estará lista esta tecnología y cuánto costará? Pues no lo han comentado, pero sí se ha explicado en la presentación que podrá utilizarse con múltiples tipos de pantalla, ya que técnicamente solo es necesario añadir una capa más a los paneles LCD tradicionales además de la cámara y el sistema de control, por lo que puede ser factible montarla además de en monitores en televisores y otros equipos del hogar conectado como pantallas inteligentes que nos introduzcan en el metaverso.

Más información | Leia

Temas
Comentarios cerrados
Inicio