El Gobierno quiere una tarifa eléctrica regulada sin tanta variación de precios diaria: así pretenden conseguirlo

El Gobierno quiere una tarifa eléctrica regulada sin tanta variación de precios diaria: así pretenden conseguirlo
Sin comentarios

El precio de la electricidad está por las nubes y no parece querer tocar techo, a pesar de los intentos por parte del Gobierno para rebajar su importe con medidas como el tope al gas o la bajada de impuestos como el IVA a la mitad.

De ahí que el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) haya lanzado hoy una propuesta de Real Decreto para reducir la volatilidad del Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC), es decir de la tarifa eléctrica regulada presente en unos 9 millones de hogares españoles.

Una tarifa PVPC más estable y sin oscilaciones de precios

La idea del Ministerio, que ha quedado recogida en este proyecto que podemos consultar online consiste básicamente en incorporar a la fórmula de cálculo del precio de la electricidad que cambia cada día, un nuevo sistema a medio y largo plazo para evitar las fuertes oscilaciones diarias que ahora tenemos, pero sin perder las referencias de precios a corto plazo que aseguran fomentan el ahorro y el consumo eficiente.

Según comentan los responsables de la propuesta, la actual relación directa con los precios mayoristas a corto plazo provoca que las variaciones se reflejen automáticamente en las facturas finales de los consumidores, con altibajos muy destacados que cambian día a día, incluso hora a hora.

Tarifas Gobirno

Para evitar esto el MITECO plantea reducir progresivamente la vinculación del PVPC al mercado diario y tener en cuenta los precios más estables que ofrecen los mercados a medio y largo plazo del MIBEL (Mercado Ibérico de la Electricidad), donde se compra la energía con antelación.

¿Cuánto se podrían reducir las oscilaciones? Pues según la propuesta, la variación entre el registro máximo y el mínimo se reduciría un tercio, pasando del 27% al 17% en las horas diurnas y del 23% al 16% en la media mensual durante el año completo.

Un cambio progresivo hasta 2025

La propuesta en teoría parece prometedora, pero el problema es que su implantación se haría de forma muy progresiva, por lo que los consumidores no notaríamos cambios bruscos en nuestras facturas hasta dentro de unos años.

El MITECO propone que la variación se vaya reduciendo progresivamente para incorporar las referencias de los mercados de futuros, de modo que éstos representen el 25% en 2023, el 40% en 2024 y el 55% en 2025. Según comentan desde el propio Ministerio:

Estas referencias de precios a los mercados a plazo, a su vez, estaría integrada por una cesta de indicadores con distinto horizonte temporal: el 10% correspondería al producto mensual, el 36% al producto trimestral y el 54% al producto anual. En definitiva, con esta combinación de señales a corto, medio y largo plazo, se conseguiría salvaguardar la variación de precios del mercado diario, incentivando el desplazamiento de la demanda a las horas más baratas, con mayor producción renovable, a la vez que se lograría una mayor estabilidad.

Por el momento se trata de un proyecto que está en trámite de audiencia e información pública hasta el 7 de noviembre, por lo que tocará esperar para ver si finalmente llega a buen puerto y un poco más para poder analizar el efecto real que tendrá en nuestras facturas. Además, se trata de una medida que afectaría solo a las tarifas en mercado regulado, por lo que si tenemos un contrato en el mercado libre nos quedaríamos fuera.

Más información | MITECO

Temas
Inicio