Compartir
Publicidad

Scandyna SmallPod Bluetooth, unos altavoces para enseñar y presumir de ellos: A Fondo

Scandyna SmallPod Bluetooth, unos altavoces para enseñar y presumir de ellos: A Fondo
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hay altavoces que querrás que queden ocultos en tu casa y que se vean lo menos posible. Pero también hay otros que puede que quieras comprar en un color rojo Ferrari para que no pasen desapercibidos y que formen así parte de la decoración de tu hogar. Los Scandyna SmallPod Bluetooth son unos altavoces amplificados que entran en esta segunda categoría, gracias a su diseño con forma de riñón.

En esta entrada vamos a ver qué tal se comportan y si son tan vistosos como en las fotografías.

Aspecto de los altavoces en Rojo Ferrari

Sacando de la caja los Scandyna SmallPod Bluetooth

En un primer contacto visual, los Scandyna SmallPod Bluetooth tienen una construcción sólida y son realmente bonitos. La unidad recibida tiene un color rojo brillante y, aunque la carcasa está fabricada en plástico, no tienen un aspecto de accesorio barato. Aunque su nombre sea SmallPod, las dimensiones son de 157 (Ancho) x 295 (385 con las patas, Alto) x 160 (Profundidad), así que no son especialmente pequeños. El driver central es de 4 pulgadas de diámetro.

Además de la pareja de altavoces, nos encontramos con tres spikes o patas, que podremos colocar si así lo deseamos para elevar un poco los altavoces, aunque yo para la prueba no las he colocado. También tenemos el cable de alimentación, que no lleva adaptador de corriente, ya que el altavoz izquierdo es el que se encarga de todas las funciones como veremos más adelante y un breve manual de instrucciones.

Este es el mando a distancia incluido en la caja

También nos encontramos con un mando a distancia de pequeño tamaño que nos sirve para controlar algunas funciones básicas, como encendido-apagado, mute, control de volumen, selección de entrada de audio, sincronización Bluetooth, retroceso, avance, y pausa-reproducción.

Un único cable nos sirve para conectar entre sí los dos altavoces. Un detalle interesante es que dicho cable se conecta a los altavoces con las tradicionales tuercas de los altavoces. Vamos, que es un cable normal y corriente, por lo que si precisamos de un cable más largo podremos sustituirlo sin problemas.

Esto es lo que vemos cuando quitamos la tapita de los altavoces

Instalación y puesta a punto

La instalación dura menos de 5 minutos. Simplemente les conectamos (o no) las patas a cada altavoz, separamos la tapita trasera donde van las distintas conexiones de los altavoces, conectamos las dos unidades con el cable que mencionábamos anteriormente y enchufamos el cable auxiliar con conector jack para la reproducción desde un teléfono o reproductor MP3 si así lo queremos. En el altavoz izquierdo tenemos también el interruptor de encendido y una salida para enchufar un subwoofer activo.

La sincronización por Bluetooth es sencilla. Seleccionamos el botón de Bluetooth y el botón para emparejarlos a un nuevo dispositivo en el mando a distancia y lo seleccionamos desde el dispositivo fuente. La calidad del sonido viene avalada por el codec aptX para reproducir con calidad audio CD.

Probando los altavoces

Sonido y prueba de los Scandyna SmallPod Bluetooth

Antes de deciros cómo suenan, veamos las características técnicas. Estamos hablando de unos altavoces que dan 2 x 40 W con 4 Ohms, y una respuesta en frecuencias de 20Hz – 20KHz +/- 1.0dB (AMP) y una relación señal ruido de >85dB.

Detalle del driver de frecuencias medias

Dirijo el sonido de mi MacBook Pro a los altavoces por Bluetooth. El sonido que emiten es bastante bueno y diría que bastante equilibrado, aunque los tonos medios y los graves se comen un poco a los agudos, cosa que se resuelve con un poco de ecualización.

Tanto con canciones con graves potentes, música clásica, electrónica, ... Los Scandyna SmallPod Bluetooth suenan bastante bien, sin peros importantes que ponerles. Las patas hacen que se transmitan menos las vibraciones de los bajos, algo a tener en cuenta si vais a ponerlo en alguna superficie que resuene.

Los altavoces en negro

Valoración final de los Scandyna SmallPod Bluetooth

Los Scandyna SmallPod Bluetooth son unos altavoces para no esconderlos por su diseño. Sobre todo si los elegimos en color rojo, aunque también están disponibles en color blanco y negro. La conectividad Bluetooth funciona bastante bien, aunque si queremos conectar una fuente de audio por cable también podremos hacerlo. Cuentan además con una conexión para un subwoofer. El sonido es bueno y equilibrado, con una potencia de 2 x 40 W. Por ello pueden ocupar un puesto relevante en nuestro hogar. La calidad del sonido viene avalada por el codec aptX para reproducir con calidad audio CD. Su precio es de 699 euros.

Agradecemos a Yudelka Camilo de Computers Unlimited el habernos prestado la unidad para su prueba. Puedes ver la política de relaciones con empresas aquí.

Más información | Scandyna En Xataka Smart Home | Altavoces

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio