Síguenos

NFC

Cuando pensamos en NFC lo hacemos en pagos móviles. Es cierto, parece ser la principal función de la tecnología pero puede dar mucho más de sí. Una prueba es que ya son muchos los fabricantes que la incluyen, no sólo en móviles sino también en altavoces, manos libres, rotures,… con la idea de facilitar el emparejamiento o configuración.

A continuación varios usos para aprovechar NFC en el hogar. Los requisitos serán: móvil compatible con NFC, etiquetas y un par de aplicaciones que nos permitan configurar perfiles y tareas que se ejecutarán.

NFC ¿qué es?

NFC o Near Field Communication es una tecnología inalámbrica de corto alcance. Desde un principio fue pensada para su uso en dispositivos móviles como los teléfonos, donde se empieza a popularizar rápidamente.

Con dos formas de funcionar: activa o pasiva, en la primera ambos equipos disponen de chip que generan campo electromagnético mientras que en la segunda es uno quien crea el campo mientras el otro se aprovecha para intercambiar información. Además hay que decir que el radio de acción es de sólo 20cm. Por lo que tendremos que pasar nuestro dispositivo móvil cerca de la etiqueta u otro dispositivo NFC.

NFC Task Launcher y Tasker

NFC Task Launcher NFC Task Launcher

Son dos aplicaciones, casi de las más interesantes y completas, que nos permiten definir tareas y ejecutarlas cuando pasemos por la etiqueta NFC correspondiente.

Tasker permite crear tareas automatizadas. Desde lanzar aplicaciones hasta más de 200 acciones incorporadas como ejecución de bucles, definir variables o condiciones, etc.

NFC Task Launcher nos permite programar nuestras propias etiquetas NFC. Todo de forma fácil para que podamos aprovechar las ventajas que ofrece. Así tendremos la capacidad de crear perfiles según estemos en casa, la oficina, nos vayamos a la cama o a realizar ejercicio. Y como es compatible con Tasker pues sus opciones aumentan.

Etiquetas NFC

NFC

Ya hay fabricantes como Sony o Samsung que venden para sus usuarios etiquetas NFC, son las conocidas SmartTags o TecTiles. Pero hay otras opciones. En internet se pueden comprar online etiquetas NFC.

En función del material, si son flexibles o no, adhesivas o para colgar, el tamaño,… tendrán un precio diferente. Pero normalmente el precio unitario oscila entre 1 y 3 euros. Por lo que podemos adquirir tantas como necesitemos.

Usos de NFC en el hogar

NFC

Combinando todo lo visto podemos aprovechar la tecnología NFC dentro del hogar para automatizar acciones que llevamos a cabo todos los días.

  • Activar perfil casa, cuando llegamos a casa ya disponemos de nuestra propia red wifi por lo que mantener activada la conexión de datos 3G no es necesario. Además ya no estamos en un ambiente ruidoso o donde debemos mantener un silencio total, podemos hacer que automáticamente se establezca un tipo de tono de llamada y volumen. Todo con sólo pasar el móvil por una etiqueta que tengamos en la entrada de casa.
  • A la cama, al igual que hacemos cuando llegamos a casa a la hora de dormir podemos hacer uso de una etiqueta NFC colocada en la mesita de noche que ponga el móvil en completo silencio, programe la alarma para mañana, etc.
  • Música maestro, ya hemos visto como hay equipos con tecnología NFC pero no es necesario contar con uno forzosamente. Si tenemos unos altavoces que permitan la conexión bluetooh podremos crear una etiqueta que active el reproductor musical, cargue nuestra lista de reproducción y la envíe a esos altavoces o equipo de sonido.
  • Ayuda a personas mayores. Más allá de poder parecer complejo, el uso de la tecnología NFC puede ayudar a nuestros mayores. Podremos configurar varias etiquetas para que ellos con sólo pasar el dispositivo sean capaces de comenzar una vídeollamada, enviar un mensaje si necesitan algo, etc…
  • Detección de presencia. Gracias a NFC y las etiquetas podríamos crear un sistema que detectara siempre donde estamos, o mejor dicho donde está nuestro teléfono. Así la casa podría encender o apagar luces, bajar persianas y mucho más.
  • Abrir la puerta del garaje. En lugar de hacer uso del típico mando a distancia, sólo pasamos el móvil y la puerta se abre. Y quien dice garaje dice cualquier otro punto de acceso. Por ejemplo, una trampilla para que entre nuestro gato exclusivamente.

Como veis son algunas posibilidades. Realmente el límite está en cada uno. Gracias a todas las posibilidades que ofrecen los teléfonos inteligentes el uso de NFC no tiene limitación. Ya hay compañías como Orange que investigan métodos para abrir incluso hasta el coche con tecnología NFC.

En Xataka Movil | Siete cosas que puedes hacer gracias a la tecnología NFC

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios