Publicidad

La app de mi robot aspirador y yo: así es como consigo sacarle el máximo partido

La app de mi robot aspirador y yo: así es como consigo sacarle el máximo partido
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Los robots aspirador ganan adeptos entre los consumidores. Además, ahora que conocemos sus posibilidades, cada vez les exigimos más. No solo queremos que limpien la casa sin que estemos presentes, también que ofrezcan las suficientes funcionalidades para que no se les escape ni una mota de polvo o que nos permitan controlarlos desde cualquier lugar donde nos encontremos.

Muchos ya incorporan un mando a distancia para manejarlos, aunque lo que realmente le confiere al usuario el control es poder interactuar con ellos desde su dispositivo inseparable: el smartphone.

Con una app instalada en nuestro teléfono móvil, no solo es posible encender y apagar este pequeño electrodoméstico. Las opciones se amplían hasta el punto de poder configurarlo desde el momento en el que se saca de la caja o programarlo para que se ocupe de la limpieza de nuestro hogar mientras estamos fuera.

Para ponerlo en marcha

Los robots aspirador como los de Ikohs se caracterizan por el cuidado que se ha puesto en su diseño, con una líneas limpias y minimalistas y con los botones estrictamente necesarios. En el caso del modelo NETBOT S15 que hemos probado, se reduce a uno solo en la parte superior para ponerlo en marcha o detenerlo, y otro en el lateral para apagarlo del todo, si, por ejemplo, nos vamos de vacaciones y no queremos que continúe con las rutinas programadas previamente.

Aunque incluye un mando a distancia con las funciones más básicas, para tener un control total de toda su actividad, lo mejor es descargarse la app, disponible tanto para Android como para iOS.

Ikohs1

Una vez instalada, hay que asociarla a nuestro dispositivo, lo que se consigue simplemente escaneando con la propia app el código QR que aparece en la parte inferior del aspirador.

A partir de ese momento, la propia aplicación guía al usuario en los siguientes pasos, primero, para conectarse a la red WiFi de la vivienda y, después, para que ambos dispositivos –teléfono y robot aspirador– se emparejen. Una vez establecida la conexión entre ambos, llega el momento de empezar a sacarle partido a la app.

Limpieza diaria sin mover un dedo

Para empezar, lo más apropiado es establecer el nombre de nuestro nuevo ayudante de limpieza en la rueda de ajustes. No solo le otorgará cierta personalidad, también evitará confusiones en el caso de que queramos asociar más de un robot a nuestra app. Una situación en la que se pueden encontrar aquellos que tengan una segunda vivienda y quieran contar con un aspirador de estas características en ambas residencias. Después, solo hay que entrar al perfil de cada uno de ellos para gestionarlos.

Aunque a primera vista se puede comprobar el nivel de batería, si pulsamos sobre la rueda de ajustes, podemos "trastear" más. Por ejemplo, es recomendable elegir la unidad de superficie adecuada (m2 o ft2), consultar un histórico de los mensajes de error (si los hay) o, y esta es una de las funciones más útiles, programar tareas. Se pueden añadir tantas como se quieran.

Netbot S15 Robot Aspirador 1

Lo ideal es elegir aquellas horas y días en los que habitualmente no se está en casa. De esta manera, nos olvidamos de tener que estar pendientes de encenderlo a diario y, cuando entremos por la puerta, nuestro robot aspirador se habrá ocupado de limpiar sin que nos enteremos. Con el suelo limpio, el polvo del hogar disminuye de manera considerable.

Una app para controlar

Una de las ventajas de contar con una app para controlar nuestro robot es que facilita su manejo sin necesidad de estar en casa. Y es aquí donde viene otra de las partes más interesantes.

Con la aplicación que incorporan algunos modelos de Ikohs se puede comprobar en tiempo real el recorrido que realiza el aspirador. Un punto azul sobre la imagen de un mapa real de la vivienda indica en qué punto se encuentra y una estela verde muestra las zonas por las que ha pasado. Un sistema de sensores infrarrojos se encarga de diseñar un plano de las estancias y el trazado más óptimo.

Ikohs2

Con la app en la mano y el robot aspirador en casa, se puede apagar o encender, elegir el modo del ventilador durante la aspiración, que limpie el perímetro de la vivienda o que lo haga en espiral, en el caso de que se quieran realizar varias pasadas sobre una misma zona. También permite comprobar cuál es el nivel de carga de la batería y, siempre que sea demasiado baja para completar la limpieza, mandar al dispositivo a la base para su recarga.

En el caso de los modelos como el NETBOT S15, que también pueden fregar y pasar la mopa solo cambiando el depósito donde se recoge la suciedad, la app facilita esta función. El usuario puede elegir entre tres modos de intensidad de limpieza. Para evitar errores, el robot aspirador no hace caso a esta orden si no se ha colocado el accesorio adecuado.

Está más que comprobado que este pequeño electrodoméstico nos facilita la vida y nos libera de la tediosa tarea de mantener nuestra vivienda limpia. Unas ventajas que son aún mayores si podemos gestionar todas sus funciones desde una app estemos donde estemos. Solo hay que asignarle una tarea y este asistente de limpieza la completará aunque no estemos en casa.


Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios