Síguenos

Fing

A todos nos preocupa la seguridad de nuestra red, sobre todo si tenemos una conexión inalámbrica habilitada para conectar tablets, smartphone y resto de dispositivos móviles. Y en esa casuística es evidente que evitar que haya intrusos es lo primordial. Ya no sólo por que no aprovechen tu conexión o reduzcan tu ancho de banda sino por los datos a los que podrías acceder si tenemos recursos compartidos.

Para ello os mostramos una aplicación que nos permitirá detectar si tenemos intrusos en nuestra red wifi. Se trata de Fing, una aplicación con versión tanto de escritorio como para dispositivos móviles.

Fing, versión escritorio

Overlook, desarrollador de la aplicación, poner a disposición de los usuarios de Windows, OS X y varias distribuciones Linux una aplicación con la que seremos capaces de detectar cuantos dispositivos están conectados a nuestra red. Para ello explora las redes y servicios TCP.

La aplicación de escritorio de momento no cuenta con interfaz gráfica aunque se está trabajando en ello. Por tanto, para usarla debemos hacer uso de la consola de comandos. Pero tranquilos porque es fácil de usar.

Una vez lancemos la aplicación nos aparecerá una ventana de la consola donde podremos ir seleccionando las diferentes acciones que permite. Y aunque está en inglés es bastante sencillo a poco que tengáis una idea básica del funcionamiento.

Fing para dispositivos móviles

Fing

Pero sin duda lo más interesante de Fing es su versión para dispositivos móviles. Gratuita para tablets y móviles Android, Kindle Fire y por supuesto los dispositos iOS de Apple (iPhone, iPad, iPod Touch).

Cuando iniciamos la aplicación veremos una interfaz muy intuitiva. Además viene configurada por defecto con los parámetros necesarios para analizar la red de casa. Nos conectamos a la red con nuestro dispositivo, lanzamos la aplicación y listo. En pocos segundos tendremos una pantalla de información donde veremos las direferentes direcciones IP asignadas y MAC. Así como otros datos como marca, modelo, etc.

Por tanto, si en algún momento tenéis duda sobre si algún vecino está usando vuestra conexión ya sabéis a qué herramienta podréis recurrir. Luego, sólo será cuestión de cambiar la contraseña, aconsejable que no sea WEP, y listo.

Vía | Anexo M

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios